Share
Rate this post

¿Qué es la ansiedad?

La ansiedad es una sensación que todas las personas hemos tenido. Generalmente solemos tenerlo por factores y sensaciones que generan tensión. Aunque no siempre suele ser así. Dado que también se puede llegar a sentir ansiedad debido a malas noticias, temores, o miedos.

El problema de la ansiedad

La ansiedad suele ser controlada por la mayoría de las personas. Aunque existen otras tantas que no se dejan guiar por el trastorno. Lo que genera como consecuencias que en la mayoría de los casos se tengan resultados poco favorables. Muchas personas tienden a comerse las uñas cuando se sienten ansiosos. Otras más suelen tomar.

Alimentos que ayudan a combatir la ansiedad

Existen tanto medicinas como otros medios para tratar la ansiedad. Ahora bien, nosotros vamos a hablar en este artículo sobre los alimentos que nos sirven para poder controlar este sentimiento que en ocasiones suele ser incontrolable.

  • Espárragos: La ansiedad es reducida por este alimento. Dado que se ha relacionado al trastorno con la deficiencia en ácido fólico del cuerpo, tenemos que el esparrago es rico en vitamina C. Lo que favorece para reducir la presión arterial y la velocidad de la azúcar.
  • La espinaca no suele ser del agrado de todas las personas. Pero al contener una alta dosis de magnesio, sirve como uno de los principales reductores y previsores de la ansiedad. Tiene la función de regular los niveles de cortisol.
  • Avena: Otro gran alimento que nos brinda vitamina del complejo B. En esta ocasión la avena nos sirve para promover la producción de serotonina, la hormona antidepresiva en el cuerpo. Cuando la serotonina es baja, la ansiedad aumenta.

Otros métodos para eliminar la ansiedad

Existen numerosos métodos para eliminar la ansiedad. En este caso debemos decir que cada día comienzan a surgir más posibilidades para poder tratar este padecimiento que, a decir verdad, genera en las personas sentimientos negativos.

Ejercicio: El ejercicio es una actividad que además de ayudarnos a ponernos en forma y lucir un cuerpo más estético. Propicia un cansancio positivo, puesto que nos favorece para tener sueño.

Buenos hábitos de sueño y alimentación: como hemos visto la alimentación favorece en la reducción del estrés. No obstante, también debemos de tener nuestras horas de sueño.

Tomar tiempo: Cuando estamos estresados, debemos de tratar de calmarnos. No podemos continuar forzándonos cuando ya llegamos al nivel de estrés. Ya que de continuar haciéndolo los resultados serán ciertamente desfavorables.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *