Share
Rate this post

¿Qué es la reflexología?

Muchas son las personas que conocen y se han beneficiado alguna vez de los efectos beneficiosos de un buen masaje, pero el masaje podal o reflexología no es un masaje normal y corriente, sino que es una clase de masaje algo “especial” y que funciona de forma diferente. Posiblemente algunas personas conozcan ésta técnica de una forma somera, por referencias de alguien que haya recibido alguna vez algún tratamiento, o a través de algún otro medio de comunicación, pero sin embargo desconocen hasta que nivel puede alcanzar los beneficios obtenibles con ésta terapia, pera cuando profundizan en éste tema quedan gratamente sorprendidos de los resultados que puede llegarse a obtener con éste sistema de masaje.

 

Principal función:

Lo que hace principalmente la reflexología es generar una estimulación efectuándola en todo el organismo, se sabe que todo reflejo es una respuesta involuntaria a un estímulo ya sea por un órgano del cuerpo o los diferentes sistemas del cuerpo, circulatorio, nervioso, digestivo, etc, logrando un equilibrio normalizando el funcionamiento.

 

La Reflexoterapia  parte de la medicina natural, ya que funciona mediante el efecto de activar con masajes compresivos en los pies, nuestra propia energía y también puede ayudar a nuestro cuerpo a desprenderse de las toxinas acumuladas en ciertas zonas del organismo, que por reflejo las encontramos en nuestros pies o dicho de otra forma se trata de un masaje a base de presiones en ciertas zonas específicas de los pies, que tienen correspondencia con todos los órganos del cuerpo que mediante dicho masaje compresivo las activamos y las ayudamos a mejorar.

¿DE DONDE PROVIENE NUESTRA ENERGÍA?

La energía proviene de tres fuentes importantes: La primera la recibimos de los gametos que son las dos células fundamentales del hombre (espermatozoide) y otra de la mujer (óvulo); Estas dos células al encontrarse se fusionan, y allí comienza la concepción o fecundación que todos conocemos.

De ésta unión brota la energía vital genética de un nuevo ser, y éstas primeras células empezarán a reproducirse hasta alcanzar billones de células que componen la maravillosa arquitectura del cuerpo humano, (formado por 30 billones de células), diferenciadas o especializadas por grupos en; Células de la piel, de los músculos, nervios, huesos, sangre, sexuales etc.

La segunda fuente de energía la recibimos mediante el aire que respiramos. La respiración pulmonar sirve para introducir el oxígeno en el cuerpo y ello nos permite llevarlo a todas nuestras células, ya que sin él pronto morirían, y de ésta forma reciben la energía vital para su existencia.

Finalmente

Te invitamos a que participes en nuestro seminario que se llevará a cabo el próximo jueves 24 de Mayo.

 

CONTACTANOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *