Share
Rate this post

TEORÍA DE LA PERSONALIDAD

La teoría de la personalidad, trata de dar una explicación a la forma de ser de las personas. A menudo suele pasar que nos dicen infantiles, enojones, bipolares, serios, extrovertidos, introvertidos, etc. Y es que todos tenemos diferentes personalidades, “cada cabeza es un mundo”. Incluso en la familia, los hijos tienen una forma de ser diferente a la de sus hermanos, padres, tíos, abuelos.

El principal interés de esta teoría. Es la de encontrar los factores que en conjunto crean la personalidad de los individuos. Además, busca entender y comprender la conducta para intentar predecirla.

Sin embargo, no existe ninguna ley universal que explique las diferentes personalidades y conductas. Ya que los estudios se encuentran en constante movimiento e investigación. Así como en un continuo cambio de corrientes de pensamiento histórico.

 Personalidad moldeable

Entendemos como personalidad a la manera de afrontar la vida ante las situaciones que se nos presentan. Es de índole modificable, hagamos de cuenta que la persona es una casa. No podemos cambiar los cimientos, pero sí podemos cambiar las ventanas, el color, la fachada.

En una persona pasa lo mismo; por ejemplo, podemos ayudar a que una persona deje de actuar por el impulso del enojo. No obstante, lo que no cambiaremos será que el individuo sea enojón.

Ahora bien, cuando hablamos de conducta; referimos al resultado de los estímulos y a las respuestas que se generan. En este aspecto, la familia desempeña un aspecto fundamental en la conducta. Dado que las personas crecen con una gran influencia familiar.

Clasificación de las personalidades

Desde hace muchos años se ha estudiado la personalidad de las personas. ¿Por qué somos así?, ¿qué nos motiva para actuar de tal forma? Hipócrates, fue uno de los primeros en estudiar las personalidades.

Desde el punto de vista de la psiquiatría. Existen teorías de personalidades que se han clasificado por psicólogos y psiquiatras.  Como resultado a este aglomerado nace el famoso Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM) para clasificar toda la conducta humana.

Medicamentos homeopáticos

La homeopatía brinda su mano para apoyar en estos casos. Haciendo uso del medicamento ignatia amara, que contiene comportamientos semejantes. Cuando una persona no puede controlar sus emociones, está teniendo relaciones con sufrimiento, y razona poco. Se le denomina en la homeopatía que se está “vibrando de ignatia”.

La ignatia es útil para tratar a un paciente con el trastorno histriónico; por otro lado, en el individuo narcisista, el medicamento semejante es el licopodio. El éxito del tratamiento homeopático, depende de la elección del remedio.

Automonitoreo de la personalidad

La teoría de las personalidades es uno de los pretextos para ponderar las virtudes terapéuticas de la homeopatía. En los trastornos de la personalidad, a pesar de la farmacología, no sucede mucha evolución. Los medicamentos homeopáticos pueden utilizarse de manera coadyuvante. Se maneja el medicamento antidepresivo o el medicamento homeopático. Los resultados son satisfactorios. Los pacientes pueden tener un grado mayor de conciencia. El narcisista y el histriónico modifican su trastorno hasta el punto de auto monitorear su personalidad para darse cuenta de sus errores.

Invitamos a todos a inscribirse a este interesantísimo curso impartido por el doctor Rául Gándara.

Comunícate a los teléfonos 5582 1792 y 5634 4166

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *